Aachen

Hoy voy a hablaros de una de las ciudades que visité en mi viaje a Alemania este verano, Aachen, aunque seguramente os suene más por el nombre de Aquisgrán. Como curiosidad, deciros que el nombre de esta ciudad cambia mucho de un idioma a otro, en alemán se llama Aachen, en francés Aix-la-Chapelle,  en holandés,Aken y en español Aquisgrán, casi nada.

Aachen hace frontera con Países Bajos y Bélgica, de hecho el aeropuerto más cercano que tiene es el de Maastricht (Países Bajos), a 30km. Podemos ir allí con Ryanair (Alicante, Girona, Málaga, Palma de Mallorca y Tenerife).

Lo más destacado de Aachen es su catedral, el primero monumento de Alemania en ser declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. En el año 800, Carlomagno instaló en esta ciudad su gobierno, muriendo y siendo enterrado en la misma. Más de 30 emperadores del Sacro Imperio Romano Germánico fueron coronados en Aquisgrán, entre ellos el emperador Carlos I de España y V de Alemania. En el interior de la Catedral se puede ver el trono y la tumba de Carlomagno. Muy importante visitar El Tesoro de la Catedral de Aquisgrán, uno de los tesoros eclesiásticos más importante de Europa.

Aachen es muy bonita, dando un paseo por la ciudad podemos ver rincones con mucho encanto.

Otro sitio destacado es el Ayuntamiento, de estilo gótico. Su fachada está adornada por cincuenta estatuas de Emperadores. Justo delante del Ayuntamiento se encuentra la estatua de bronce de Carlomagno.

El Teatro de Aquisgrán Es el centro cultural de la ciudad.

Aachen es además famosa por ser una ciudad blaneario, cuenta con treinta manantiales de aguas termales, cuya temperatura es la más elevada de la Europa Central, destaca Elisenbrunnen (la fuente de Elisa).

Muy bonito es Elisengarten (el jardín de Elisa), justo al lado de Elisenbrunnen.

Para comer, son famosas las galletas Printen, galletas cuadradas refinadas con diferentes especias. Originalmente edulzadas con miel, también las hay con frutos secos (normalmente almendra), cubiertas con chocolate o glaseado y mazapán.

En cuanto a sitios para comer, uno de los establecimientos más viejos de la ciudad es el restaurante Postwagen. La sala del restaurante es adornada con unos hermosos muebles antiguos y otros objetos originales. Además, St. Benedikt, Zum Goldenen Einhorn y Nobis para pastelería y probar la auténtica printen.

Para dormir, Hotel Ibis Aachen Marschiertor, Hotel Brulls am Dom, Hotel Drei Konige, Berliner Hof.

La verdad es que la ciudad me gustó mucho. Es pequeñita pero tiene mucho encanto. Nos leemos pronto, besos!!

Maria del Castillo Puig

3 comentarios sobre «Aachen»

  1. Que alegria que vuelvas a escribir y felicidades por el Sevilla y lo bien que te lo pasastes en el campo y con tus amigos, y por ultimo Aachen me ha encantado muy especial, gracias porque a traves tuya viajamos

  2. Buenos días:

    Perdona mi atrevimiento, pero veo que has vivido o visitado al ciudad de Aachen y me gustaría preguntarte lo siguiente:

    Mi hijo y su pareja se van a Aachen en Agosto, (pues van a la Universidad) pero estoy viendo una dificultad, tremenda en encontrar vivienda en alquiler y no digamos el precio. Estan buscando algo pequeño para dos personas, con unos servicios mínimo, cocina, habitacion, baño, etc.

    No sé donde dirigirme estoy muy preocupada.

    Las agencias son muy raras y cobran mucho tendrían que encontrar algún particular.

    Muchas gracias y disculpe la molestia. Un saludo

    1. Buenas tardes,

      Pues me temo que te puedo ayudar poco, ya que yo fui a casa de una amiga. Te recomiendo el blog Destino Alemania, donde podrás encontrar mucha información en lo referente a Alemania, gracias por comentar y sé bienvenida a preguntar todas tus dudas, un saludo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba